bubble-bobble_3

No es el primer juego de mi vida, aunque casi, pero conservo como gran recuerdo el día que me regalaron Bubble bobble. Ese juego de los dos dragoncitos que iban disparando pompas por la boca, atrapando enemigos, subiendo y bajando por el escenario haciéndoles explotar. Pues bien, millones de tardes seguidas después de aquel día, quemando el mando de Master System con los dichosos reptiles, quedó en mí una leve obsesión por explotar pompitas.

maxresdefault

Para combatir mi enfermedad, las autoridades españolas pusieron en cada bar del país una recreativa llamada Superpang. No había moneda de cinco duros que se le resistiera, fácil de entender, fácil de manejar, frenético y difícil. Quién no conozca al menos a un amigo que se lo pase con un crédito, que se pare a reflexionar que clase de infancia ha tenido. Salieron más Superpang, de esos que no sabíamos ni que existían hasta que alguien tenía un recopilatorio pirata en la Play 1, peores todos que el primero que es el que terminabas jugando siempre. Poco a poco, este tipo de juegos ha ido desapareciendo.

super-pang_Screen

Así parecido, por decir algo, lo más cercano que se ha publicado recientemente es Puzzle Bouble, que no es candy crush en cuanto a fenómeno en masa pero casi, porque poca gente no lo tiene o no lo ha tenido en el móvil, el original o cualquiera de sus cientos de versiones. No necesita presentación, pero por si alguien sigue jugando al snake en su nokia, es ese de disparar pompas e intentar juntar las de un mismo color para que exploten. Lo curioso para mí, es que los dragones de la portada son los del ya mencionado Bubble bobble. Cada vez que los veo, sin excepción, me entra la nostalgia por volver a jugar a mi juego de Master System y eso me lleva irremediablemente a querer volver a darle a Superpang.

PuzzleBobble (2)

Soy pompainómano, por así decirlo, así que cuando vi en Steam el trailer de The bug butcher me volví loco, y más aún cuando vi en la descripción del juego que no esconden para nada que es un Superpang actualizado. Con prudencia, tras tantas decepciones de copias malas, me puse a mirar las críticas de los usuarios. El tono positivo general y las alabanzas sobre las sensaciones de revivir de alguna forma al clásico, me hizo tirarle el dinero a Gabe Newell a la cara. Ocho horas de vicio después, puedo afirmar que estamos ante un juego finísimo, que sabe ser lo suficientemente diferente como para que ya haya un par de buenos exponentes de un mismo género, porque esto no es un plataformas ni un juego de puzzles, esto es un pang.

BugButcher02

Bug butcher es un juego ambientado en un planeta ramdon, donde subimos por un edificio con habitaciones que simulan diferentes ambientes o ser parte de instalaciones científicas. Aquí en vez de pompas, hay bichos redondos que se comportan de manera similar a lo ya conocido, o tienen patrones más complejos, por lo que rara vez puedes ponerte a disparar debajo de los enemigos a lo loco sin estudiar antes su forma de ataque. Además vienen por oleadas, y aparte de por conseguir buenos combos, hay que cargárselos rápido porque también se agota el tiempo, aunque esto no se vuelve un problema serio hasta niveles más altos. Eso sí, hay armas mas potentes repartidas por el escenario y magias, que ayudan a avanzar pero que hay que saber utilizarlas bien para aprovecharlas.

bug-butcher-2

El modo arcade, que es el que vengo describiendo, tiene un buen puñado de niveles que te llevan tranquilamente a las siete horas, cifra nada mala para un juego que no llega a siete euros. Ya si quieres conseguir puntuaciones altas en todos los niveles (ganar todas las medallas para entendernos) o superar los trofeos, triplica la cifra. Una pena que en cooperativo solo se pueda jugar en horda, el único pero no tiquismiquis que le encuentro al título. Para que esto no se parezca más a un análisis de lo que parece ya, solo menciono que visualmente es muy bueno, tanto atractivo a la vista, como bien pensado para no estar confundido aunque haya cuarenta bichos en pantalla, con una buena elección de colores que no confunde los fondos con los enemigos o tu mismo. Juzgar por vosotros mismos las imágenes, bajarse la demo y seguramente, aunque no os importe tanto como a mi explotar cosas redondas de colores, vais a disfrutar como cerdos.

Se nos escapan muchos juegos así, porque es imposible jugar a todos los títulos que salen, y hay mucha morralla con la etiqueta de indie, que es normal que haga desconfiar a la hora de bajarse algo no muy conocido o contrastado. Pero bueno, como contrapunto, que gustito da encontrarse joyitas como estas y engañarse a uno mismo con echar la última antes de acostarse.

Sobre El Autor

charlescolgao

Considero la segunda vida de los plataformas en 2D como un remanso de paz ante los callofduttys, fifas y assasins creeds. podcaster del reino, el de los neones

Artículos Relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR